lunes, 14 de noviembre de 2011

¿Sabias que... El Sistema Respiratorio es que se encarga de llevar oxígeno a la sangre?

Respirar es lo primero que hacemos cuando se inicia nuestra vida y lo último cuando finaliza...
La respiración es la función más importante de nuestro cuerpo y es el motor de cualquier actividad que realicemos en la vida, es una función que no podemos dejar de realizar por más de cuatro minutos, en caso contrario morimos.


El Sistema Respiratorio es el que se encarga de llevar oxígeno a la sangre, para que esta lo distribuya a todos los tejidos del cuerpo, la sangre se nutre de oxígeno y con este se purifica. Sin embargo,  en el organismo se produce dióxido de carbono como desecho, que no nos es útil y es muy tóxico, por lo que debe ser eliminado, función que también cumple este sistema.  
                                                                                                                                                                               El sistema respiratorio está formado principalmente por dos grandes secciones: 

                                                                                                                                                                        1.- Las vías respiratorias, es decir, el conjunto de estructuras formado por la fosas  nasales,  la faringe,  laringe,  tráquea,  bronquios y subdivisiones más pequeñas. Esta sección es la encargada de permitir la entrada de aire a las superficies respiratorias;

2.- Los pulmones, donde se efectúan los intercambios gaseosos entre el aire del ambiente y la sangre. 

                                                                                                                                      Funcionamiento del Sistema Respiratorio y sus órganos. 

El aire recorre un largo camino por tu cuerpo para completar el proceso de la respiración. Su trayecto inicia en las fosas nasales y en el camino va entibiando el aire hasta que llega a los bronquios ya con una temperatura adecuada.
Después de las fosas nasales, el aire pasa a la faringe (es solo un lugar de paso), y está cubierta por una capa mucosa que se encarga de atrapar las partículas de polvo que llegan a este lugar, y que son expulsadas a través de la tos o, en el peor de los casos, tragadas.

La laringe es un órgano móvil, ya que se mueve con el sonido, la voz y la deglución (tragar). Y es durante esta última acción que adquiere mayor movilidad; es llevada hacia arriba y adelante para dar paso a los alimentos.


La tráquea está internamente recubierta por una capa de mucosa, y su superficie está revestida de una película de moco, en el cual se adhieren las partículas de polvo que han logrado atravesar las vías respiratorias superiores.
Al llegar a la tráquea, el aire que circula va a los dos bronquios, cada uno de los cuales penetra en un pulmón. Los bronquios se abren en dos ramas, junto con vasos sanguíneos y nervios; estas ramificaciones reciben el nombre de árbol bronquial. Al entrar en los pulmones se producen varias bifurcaciones a medida que los bronquios se hacen más estrechos.       

                      
Los pulmones son los órganos de la respiración donde se produce un proceso durante el cual los glóbulos rojos absorben oxígeno y se liberan del dióxido de carbono. Están protegidos por las costillas y se encuentran a los lados del corazón, forman uno de los órganos más grandes de tu cuerpo. Su función esencial, es la distribución de oxígeno y el intercambio de gases. Tienen la capacidad de aumentar de tamaño cada vez que inspiras y de volver a su tamaño normal cuando el aire es expulsado.
Es importante conocer que cada vez que respiras estás renovando el aire de los pulmones.  




Diariamente respiramos entre 14 y 18 kilos de aire, que muchas veces está lleno de partículas nocivas y contaminantes, virus y microbios que entran con el aire a los pulmones. Es por esto que las enfermedades más comunes son las respiratorias. Si respiras por la boca tienes más posibilidades de enfermarte, porque esta es un pésimo filtro: muchas partículas que por la nariz no entrarían, llegarán por esta vía a tus pulmones. 
Enfermedades más comunes de Las Vías Respiratorias:
1.- El resfriado o gripe (causado por 200 tipos de virus)                                            
2.- La rinitis                                                                                                                       
3.- La Faringitis                                                                                                                 
4.- La Laringitis                                                                                                                  
5.- La Bronquitis                                                                                                             
6.- La Neumonia   







                                                                                                    







¿Como CUIDAR mis Vías Respiratorias durante esta época?

Lo usual es que estas infecciones duren de tres a cinco días. La mayoría, el 90% son virales y requieren prevención contra los virus. Los virus NO responden a los antibióticos.                                                                                               

¿Qué SOLUCIONES me ofrece FORTOUL para Las VÍAS RESPIRATORIAS?                    
PAPAYA PLUS: La papaya tiene un alto contenido en vitamina C le brinda a los glóbulos blancos la propiedad de destruir virus y bacterias, lo que fortalece y refuerza el sistema inmunitario, protegiéndolo de las infecciones.

SPIRULINA FORTOUL:  es un excelente suplemento alimenticio para fortalecer el Sistema respiratorio, a continuación te mencionamos algunos de sus activos específicos para ello:


-La spirulina contiene vitamina A en el cuerpo que ayuda a mantener en buen estado los recubrimientos y epitelios de todos las órganos como los pulmones, si la superficie  (mucosas) de estos órganos se encuentran bien lubricadas, contribuyen a disminuir la frecuencia de infecciones en las vías respiratorias y evitaremos la resequedad en las vías respiratorias.


-La spirulina  Posee una potente actividad antimicrobiana.


-Los mucílagos de la spirulina ayudan a aliviar resfriados y gripes suavizando las secreciones y por ello luchando contra la tos.


La spirulina refuerza las membranas celulares impidiendo así la réplica de virus.
Por su riqueza en clorofila es útil como desinfectante a nivel de intestinos, vesícula biliar, aparato respiratorio y sangre.

Por su gran cantidad de antioxidantes propicia un sistema inmune más fuerte, por lo que se evitarán las infecciones frecuentes en las vías aéreas y una recuperación más rápida en caso de que la persona ya tenga la infección o gripe.


GRAGEAS HG Y FG: Contienen los órganos vitales de bovino nonato que estimulan a una correcta producción de proteínas en todo el organismo. Al utilizar las grageas, la persona comprueba ser menos susceptible a enfermarse por tener el sistema inmunológico trabajando adecuadamente y además previene enfermedades de tipo genético y provocadas por el desgaste que padecen nuestras vías aéreas.
                                                                                       

CONOCE MÁS